la miserable abundancia

VIVIR NO ADMITE APLAZAMIENTOS

Month: June, 2015

Punts de Vista | Blog d’àngelsmcastells, dona, d’esquerres, economista i moltes coses més…

Punts de Vista | Blog d’àngelsmcastells, dona, d’esquerres, economista i moltes coses més….

Nines Maestro: en Grecia y en los demás pueblos, El GRAN NO

30 JUN

Nines Maestro me manda su texto sobre Grecia y las repercusiones que nadie puede negar, especialmente significativas, sobre España y todos los países de la Europa del Sur. Después de las manifestaciones de ayer de apoyo al pueblo griego que ayer recorrieron Europa -y que llegó a ser especialmente emocionante en la gran concentración de la planza Syntagma (fotos)- conviene seguir manteniendo el pulso y no ceder. Esta noche acaba el plazo para un acuerdo o la devolución de uno de los plazos de los préstamos, pero hasta el domingo (y más allá) la extorsión y el chantaje irán en aumento. Esta es la lucha de los grandes buitres financieros que rigen nuestra época contra su víctima más débil. Por ello la solidaridad es fundamental, y no puede ocultarse ningún argumento honesto en favor del pueblo griego. Hoy pueden oír a la presidenta del Parlamento Griego en Madrid, y pueden firmar por Grecia. Y pueden leer también a Nines Maestro, convencida de que el NO de Grecia debe extenderse a no pagar la Deuda y salir del Euro, de la UE y de la OTAN… Estos son sus argumentos, y les dejo con sus palabras:

La clase obrera y el pueblo griego se enfrentan a momentos cruciales que afectan también directamente al resto de los pueblos de Europa, y muy especialmente a los del Estado español con unas elecciones generales inminentes.

image

Sólo los muy ilusos creen que la situación económica va bien aquí y que por ello se han detenido los recortes y las contrarreformas laborales. El resto sabemos que tras las elecciones, gobierne quien gobierne, se intensificaran todas las presiones para imponer políticas de ajuste contra la clase obrera. Como en Grecia, como en el resto de la UE.

 

Es curioso que en momentos álgidos todos los esfuerzos de las clases dominantes por dividir y aislar al pueblo trabajador de los diferentes países para que no perciba la imperiosa necesidad de unidad, se vienen abajo.

image

El proceso de lucha de clases en Europa en el marco de la actual crisis económica general del capitalismo tiene unas características generales comunes derivadas de nuestra pertenencia al Euro y a la UE. La diferencia es que la ofensiva del capital está mucho más avanzada en el país heleno, como lo está el nivel de conciencia y de lucha de su pueblo. Y ambos hechos definen con nitidez toda la crudeza de la confrontación.

Las negociaciones entre la Troika y un Gobierno de Syriza que apoyó su estrategia en la ilusión de convencer a los acreedores mostrando las dimensiones colosales del sufrimiento de su pueblo e intentando hacer prevalecer la democracia y la soberanía, han desvelado la profundidad de la ofensiva de la burguesía contra las clases populares. Una ilusión sin fundamento alguno como se ha demostrado dramáticamente mil veces y en la que no le está permitido caer a ningún gobierno que pretenda representar los intereses de su pueblo. A estas alturas de la Historia no es aceptable alegar ignorancia.

Como es evidente desde hace al menos cinco años en Europa, y hace décadas en América Latina, África y Asia, el pago de la Deuda es la maquinaria que dirige una guerra social mediante la que el imperialismo disciplina a los gobiernos para obligarles a ejecutar su agenda. Justo antes del ataque militar o el golpe de Estado si no se ejecuta con la diligencia deseada.

Pero en una crisis de las dimensiones de la actual y sin horizonte alguno de salida no se trata sólo de imponer políticas económicas. Se trata de destruir cualquier esperanza basada en gobiernos sensibles a las necesidades del pueblo. El capital en crisis ha decretado el fin del reformismo.

A pesar de las inaceptables concesiones ya realizadas a la Troika por el gobierno de Tsipras y que ya han sido analizadas por Red Roja (1), la presión ha continuado implacable, demostrando que la esencia de la confrontación es política. Si las condiciones del ultimátum de la Troika van a hundir aún más a Grecia en la recesión y la deuda será por ello cada vez más impagable, ¿qué es lo que persiguen? Claramente pretenden hundir a Syriza, hacer que el país sucumba en el caos para así demostrar la imposibilidad de cualquier alternativa política que sirva al pueblo. Es un órdago a la grande a la clase obrera griega y la del resto de Europa.

La dureza de la crisis y la debilidad de su propio poder no permite al capitalismo versiones light y, mucho menos, aquellas que puedan representar una correlación de fuerzas más favorable a la clase obrera. Aumentar impuestos a los más ricos para ayudar algo al 45% de los pensionistas que viven por debajo de los niveles de pobreza y que mantienen a toda la familia, no vale.

La lucha de clases es a cara de perro. Es lo que Syriza no ha entendido perdiendo un tiempo precioso en preparar al pueblo griego para lo inevitable.

La Troika quiere dejar absolutamente claro quién detenta el poder real y lo implacable de la dictadura del capital; para el pueblo griego, para los demás pueblos de Europa y en especial para los del Estado español, que estamos en primera línea. Nos echan un gran órdago, esperando que nos achantemos. No hay medias tintas. Es todo o nada.

Pero esta guerra social está utilizando, como el fascismo, la legislación antiterrorista para reprimir la resistencia social y política. Los atentados perpetrados en diferentes países por grupos creados, organizados y financiados por el imperialismo euro-estadounidense y sionista, se utilizan para alimentar el miedo al “terrorismo” y así aprobar leyes que aniquilan las libertadas públicas en aras de la “seguridad”, como toda la legislación antiterrorista y como la “ley mordaza”. Es decir, el imperialismo destruye Estados, desestabiliza regiones, expolia recursos naturales y la respuesta de esos pueblos – en cualquier caso, provocada – es el pretexto para incrementar los mecanismos de represión que cercenan masivamente libertades democráticas, también en los países centrales.

El referéndum griego y el Gran No

image

Quizás alguna vez sepamos las presiones concretas – mejor dicho la extorsión – a que están siendo sometidos los principales dirigentes de Syriza. Porque ésta no es la primera, sino la segunda propuesta de convocatoria de referéndum en Grecia. La anterior la hizo el primer ministro, Yorgos Papandreu, el 31 de octubre de 2011 (2) y el 3 de noviembre la retiró y dimitió (3).

¿Qué sucedió en esos cuatro días?

El relato que hago a continuación fue transmitido por el ex- primer ministro a un joven estudiante de un máster de periodismo en EE.UU. y puede desmentirlo él mismo, pero no creo que lo haga.

Papandreu fue sometido a tales presiones por parte de la Troika, que incluían amenazas de muerte tan creíbles hacia su mujer y sus dos hijas, para que retirara la convocatoria de referéndum, que lo hizo y dimitió cuatro días después. Toda la familia se fue a vivir a EE.UU. Donde reside hasta la fecha.

En 2011 Yorgos Papandreu representaba a un partido instrumento directo del capital y estaba sólo. Ahora no es lo mismo. Cuatro años después – de luchas y de sufrimientos – el Gobierno de Siryza, más allá de Tsipras y Varoufakis, representa avances muy importantes en la conciencia del pueblo que van a determinar que el pueblo griego vote un inmenso NO el próximo 5 de julio.

Y es que el No, no sólo responde ahora al sentir masivo del pueblo, sino que tiene resonancias históricas muy profundas en la historia griega.

”La fiesta nacional, el 28 de octubre, se llama El día del no. Conmemora la fecha en la que el general Yannis Metaxás pronunció su célebre «¡No!» al ultimátum entregado por el embajador italiano en Atenas durante la Segunda Guerra Mundial. Se negó así a aceptar la entrada de las tropas del ejército italiano en el territorio heleno, y empezó la guerra. Cuando alguien en Grecia dice “ha llegado el momento del No” apela a algo verdaderamente serio” (4)

Cuando el drama histórico comienza es muy importante que sepamos que los cambios en los gobiernos sólo significan realmente algo cuando son expresión de cambios reales en la correlación de fuerzas y que no nos dejemos llevar por los cantos de sirena de nuevas caras que creen que llegar al gobierno es detentar el poder. Grecia está mostrando cómo en momentos de crisis tan enormes como la actual al capitalismo se le cae la máscara y no permite el menor resquicio de reformismo. Por eso resulta patético escuchar a algunos de los nuevos líderes de gobiernos municipales y autonómicos la propuesta de “volver al Estado del Bienestar”.

Más vale que aprendamos que las cosas vienen muy duras, que el poder se está preparando para una gran confrontación de clase y que a una fuerza material solo se le derrota mediante un fuerza material mayor. Y para construirla es preciso saber con claridad lo que es necesario hacer, y que en Grecia como aquí, pasa por nacionalizar la banca, no pagar la Deuda y salir del Euro, de la UE y de la OTAN. Ese objetivo político, que es el mismo para la clase obrera y sectores populares de la UE, especialmente para los del sur, puede permitir adoptar estrategias comunes capaces de enfrentar a la plutocracia europea.

Siempre que que el pueblo organizado construya una fuerza política que tenga la firme determinación de conseguirlo.

 

NOTAS:

1http://redroja.net/index.php/comunicados/3332-ante-el-acuerdo-entre-syriza-y-la-troika

2http://www.elmundo.es/internacional/2015/01/18/54bbff82e2704ed8548b457c.html

3http://economia.elpais.com/economia/2011/11/03/actualidad/1320309174_850215.html

4 http://www.resumenlatinoamericano.org/2015/06/26/grecia-en-que-consiste-de-verdad-la-propuesta-de-tsipras/

 

 

La OTAN, el FMI, divisiones, Grexit… mirando al 2020: ¿el regreso de las guerras europeas? | GEAB

La OTAN, el FMI, divisiones, Grexit… mirando al 2020: ¿el regreso de las guerras europeas? | GEAB.

La OTAN, el FMI, divisiones, Grexit… mirando al 2020: ¿el regreso de las guerras europeas?

communique 1

Debido a la combinación de algunos indicadores más que preocupantes durante los últimos meses, nos hemos planteado la posibilidad de un regreso de las guerras europeas en el horizonte 2020. El hecho de que nuestro equipo comience a ver salidas a la crisis actual no quiere decir que bajemos la guardia o dejemos de vigilar los obstáculos que se pueden presentar en el camino hacia esas salidas. Obstáculos que esencialmente parecen tener dos naturalezas distintas:
. en primer lugar, los esfuerzos de las autoridades del mundo del ayer para mantenerse a salvo, conflictos anacrónicos enraizados en el pasado, generados por unas potencias cada vez más aisladas, pero también cada vez más agresivas, entre los que sobresale, aunque no es el único, el ejército de Estados Unidos.
. de otra parte, las chispas, ahora “naturales”, pueden surgir de la enorme fricción entre las placas tectónicas, la imagen que evoca de la mejor manera los reequilibrios geopolíticos en curso.

Los títulos del GEAB:

  1. Perspectives : La OTAN, el FMI, divisiones, Grexit… mirando al 2020: ¿el regreso de las guerras europeas?
  2. Telescope : 2015-2020 – El aislamiento de la “América dura”
  3. Focus : Crisis griega: la tentación de cerrar la puerta al FMI

Nuestro equipo ha decidido hacer pública la sección intitulada : “Crisis griega: la tentación de cerrar la puerta al FMI”

Crisis griega: la tentación de cerrar la puerta al FMI

Si creemos a nuestros medios de comunicación, parece que el mundo entero se haya detenido por el acuerdo griego que persiguen la UE, el BCE y el FMI. Entre los repentinos acontecimientos y la situación de empate, la tensión es creciente y desde ahora no se excluye[1] un impago griego. ¿Un cataclismo o una oportunidad?

Grecia permanecerá en la zona euro

Como siempre hemos dicho, y seguimos diciendo, Grecia permanecerá en la zona euro. Es extraño que, hasta hace poco, todos los medios de comunicación asociaban impago y Grexit. Esta época ha pasado: a partir de ahora los dos problemas están claramente separados, como debe ser, y una señal es que Grecia mantendrá la moneda única. Aunque el impago es una posibilidad, por otra parte. Y si ese es el caso, será un incumplimiento deliberado, organizado e incluso previsto, entre los europeos. El caso griego no ha estado bajo el microscopio mundial durante los últimos seis años para que el desenlace de la crisis suceda de una manera inesperada.

Además estamos viendo que se está teniendo en cuenta políticamente a la Eurozona, con Merkel y Hollande que quieren un “fortalecimiento de la zona euro”[2] con Juncker que está insuflando vida a una nueva energía política y, con Sigmar Gabriel (el vicecanciller alemán) y Emmanuel Macron (el ministro francés de Economía) que exigen una “integración radical” de la zona euro[3]. Es evidente que todo esto no es muy compatible con la salida desordenada de Grecia de la zona euro. Ni Juncker, ni Tsipras, que han estado luchando durante meses para llegar a un acuerdo, esperan un Grexit. Un Grexit que sólo es una fantasía de los mercados financieros y los medios de comunicación.

El FMI: una espina en el pie Europeo

Sin duda, este Grexit se había buscado, deliberadamente o no, por parte de algunos jugadores en el juego de póquer que se está reproduciendo actualmente, y en particular por el jugador de Washington. Todo el mundo sabe la posición histórica del FMI en cuanto a la gestión de la deuda soberana. El caso griego no es una excepción: de los tres miembros de la troika, el FMI es de lejos el más exigente ideológicamente en sus peticiones en lo que respecta a Grecia[4].

Si la tragedia griega ha durado tanto tiempo, no es el tamaño del problema lo que está en cuestión. Para que sepamos bien de que estamos hablando, era necesario inyectar alrededor de 240 mil millones€ en la economía griega – o más bien en los bancos griegos y el sistema financiero, para que no se colapsaran (lo que habría puesto en riesgo el sistema europeo). Una cantidad que sólo representa una cuarta parte del QE del BCE, por ejemplo, o una pequeña parte de los planes de recuperación y de apoyo bancario europeo.

No, si la tragedia griega ha durado tanto tiempo es porque hay otra razón. ¿Los alemanes no quieren pagar? Ellos no son los únicos que pagan (sólo representan el 22% de las cantidades prestadas), y siempre lo han hecho hasta ahora, al final sin demasiado alboroto. En su lugar hay que ir a buscar la razón en el FMI, sus demandas excesivas y demasiado neoliberales para el continente europeo. Un “aliado” impuesto por Washington en 2010, pero que representa menos del 20% de la ayuda (de los cuales más de la mitad ya ha sido reembolsada); un aliado problemático del que a Europa le gustaría deshacerse a fin de gestionar el problema por sí misma, sin la interferencia de Estados Unidos. Sobre todo porque, finalmente, Europa ha creado los medios para resolver este problema, gracias sobre todo a la FEEF (Fondo Europeo de Estabilidad Financiera), y luego su sucesor, el MEE (Mecanismo Europeo de Estabilidad).

communique 2

Gráfico 1 – Distribución de la deuda griega  (320 miles de millones€). Fuente: La Croix.


La oportunidad ideal para deshacerse del FMI

El resultado del problema griego está, por tanto, íntimamente ligado a la resolución del FMI. Un problema que no supone más que  21 mil millones de euros.

communique 3

Gráfico 2 – Los importes debidos por Atenas a sus acreedores y su calendario de pagos. Fuente: WSJ.

Muchas fuentes se muestran escépticas sobre que Grecia tenga la cantidad exigida por el FMI para el 30 de junio (1.600 millones de euros) y el propio ministro del Interior ha descartado un reembolso al FMI sin ayuda externa[5].

Si creemos al ministro de Economía, Yanis Varoufakis[6]  (que se lamenta del método utilizado y al que le hubiera gustado negociar directamente con los Estados miembros de la UE), la troika nunca ha negociado realmente y se satisface a sí misma con la imposición de sus exigencias. ¿Una forma de jugar al póquer con apuestas de que Grecia cederá? Tal vez. Pero sobre todo una gestión tecnocrática de la crisis griega con implicaciones políticas claras … y un juego muy arriesgado ya que los mensajes enviados por el Gobierno griego a los europeos (a través de entrevistas a Tsipras o a Varoufakis en los periódicos europeos) son claros y acabarán por dar fruto: ¿quién no entiende que tienen razón[7]  y que ellos, además, han adoptado una disposición extraordinaria para continuar las negociaciones sin utilizar su argumento decisivo – impago y salida de la zona euro?

Esta es la idea que hemos sostenido durante varios meses, que hay un acuerdo tácito entre Grecia y el Eurogrupo, donde el gobierno de Tsipras ha sido enviado a la batalla contra el FMI y sus demandas nada razonables.

¿Tendrán los líderes europeos el coraje de asumir un incumplimiento del pago de Grecia? Probablemente no, porque las consecuencias son bastante impredecibles[8]. Pero existe otra solución normal, tal como menciona Varoufakis: que el MEE (que fue creado para esto) adelante el dinero que Grecia debe al FMI[9]. No incumplimiento de pago, solidaridad europea y un derrocamiento del FMI (ya que estos últimos serían reembolsados ​​totalmente): hay muchas ventajas en esta solución. Esto incluso satisface al FMI, porque entiende claramente que todo el mundo está en el mismo barco y que es mejor ser reembolsados ​​por Europa que continuar vertiendo gasolina sobre las llamas y arriesgar todo el sistema financiero hasta que explote. Y luego, imaginemos por un segundo el mensaje que una denegación de reembolso griega al FMI enviaría a todos los deudores de esta institución. ¿El FMI prevé realmente llevar hasta los límites su lógica? ¿O no es esto, como hemos pensado durante varios meses, sólo un espectáculo entre los jugadores que tienen interés en el cambio y para eso necesitan una situación de extrema tensión que justifique sus movimientos?

La solución de Varoufakis es indudablemente el compromiso adecuado. Pero si realmente no se puede aplicar, hay otro, más violento e impredecible, pero con el mismo potencial para terminar la crisis.

Incumplimiento de pago de la zona euro: ¿sueño o pesadilla?

En realidad, en el punto donde están las negociaciones, la alternativa más creíble ahora es la más violenta: permitamos el impago parcial de Grecia el impago. A priori esto requeriría mucho más valor político de lo que nuestros líderes son capaces – a no ser que la procratisnación europea empuje a Tsipras al límite (no hay que olvidar que aquí tiene una gran carta bajo la manga). De acuerdo con nuestro equipo esta opción es, por lo tanto, poco probable. Dicho esto tendría consecuencias interesantes y que son cada vez menos tabú.

En efecto, sería necesario un examen de todas las deudas de la eurozona (y posiblemente mundial). Porque ¿por qué liberar a Grecia de parte de su deuda, cuando España, Italia, Portugal o Francia, por ejemplo, están también luchando con su deuda? Esto tendría el mérito de poner en marcha una reflexión sobre el tema[10], con la posibilidad hacer pura y simplemente desaparecer una porción de la deuda pública[11].

La deuda privada se ha convertido en una deuda soberana que está aplastando los estados, y no sólo a Grecia, a partir de ahora incapaces de la menor acción de revitalización económica. Una limpieza forzada a través de un parcial y reflexionado impago tendría realmente consecuencias desagradables para algunos establecimientos parásitos financieros, pero finalmente sería una manera de compensar el sistema – este compensación es la llave para salir de la crisis sistémica global.

Por tanto, es una gran tentación organizar un no reembolso de ciertos acreedores o del FMI e iniciar un proceso de cancelación de la deuda, especialmente en un contexto de aumento de las tasas de interés que están a punto de deshacer todos los esfuerzos de austeridad asumidos por los países endeudados.

Toda la negociación en torno al emblemático caso griego es, sin duda, ante todo y sobre todo, un buen momento para la reflexión y la preparación de la aplicación de una solución final que podría, después de todo, por qué no, implicar el empujar a los griegos a disparar la gran bomba que elimine las deudas que están aplastando el planeta.

Sin embargo, nuestro pronóstico es, en cualquier caso, la elección de una solución “razonable” de la transferencia de la deuda sobre la Eurozona que marque la reanudación de la independencia financiera del continente europeo… Para leer más, suscríbase a GEAB

——————————————————

[1] Fuente: Le Monde, 13/06/2015.

[2] Fuente: Reuters, 26/05/2015.

[3] Fuente: The Guardian, 03/06/2015.

[4] “El FMI sigue teniendo una línea dura”; “El FMI más exigente que la Comisión “… Fuente:  Le Monde, 27/05/2015.

[5] Fuente : RT, 25/05/2015.

[6] Leer esta clarificadora entrevista: Tagesspiegel, 09/06/2015.

[7] Un ejemplo reciente se refiere a un comentario de Varoufakis declarandose no culpable sobre la incapacidad del gobierno para hacer frente a la cuestión de la evasión fiscal teniendo en cuenta el hecho de que el sistema jurídico del país estaba paralizado por falta de dinero (ver el enlace anterior). ¿Cómo responder a eso?

[8] Las apuestas están bien resumidas aquí: Bloomberg, 25/05/2015.

[9] Otra solución : que la QE del BCE finalmente beneficie a Grecia.

[10] Algunos ya han empezado: el 60% de la deuda pública francesa sería “ilegítima”. Desde ahí a la limpieza solo hay un paso. Fuente : The Guardian, 09/06/2014.

[11] Como mínimo, la limpieza de la deuda en poder de otros Estados europeos no puede hacer daño, pero las cantidades no son muy altas.

http://geab.eu/es/la-otan-el-fmi-divisiones-grexit-mirando-al-2020-el-regreso-de-las-guerras-europeas-2/

Yolanda Díaz“El TTIP sanciona la muerte de los derechos del pueblo para proclamar una larga vida a los beneficios empresariales”

Yolanda Díaz“El TTIP sanciona la muerte de los derechos del pueblo para proclamar una larga vida a los beneficios empresariales”.

Yolanda Díaz“El TTIP sanciona la muerte de los derechos del pueblo para proclamar una larga vida a los beneficios empresariales”

Si un tratado internacional ha generado controversia en los últimos años ese ha sido el Acuerdo Transatlántico para el Comercio y la Inversión, más conocido por sus siglas en inglés como TTIP. Aún pendiente de un posicionamiento definitivo por parte del Europarlamento, este contrato comercial entre Europa y Estados Unidos podría afectar de manera sustancial a los derechos laborales, los servicios públicos, los controles sobre muchos productos que a diario utilizamos y las políticas de gestión ambiental tal como las hemos conocido hasta ahora en territorio de la UE.

 

Entrevistas | Por Ramón Varela | 15-06-2015

La Coordinadora General de IU-EU en Galicia, Yolanda Díaz, es abogada y diputada autonómica del grupo de Alternativa Galega de Esquerda (AGE). Desde su perspectiva, el TTIP beneficia a pocos y perjudica a la gran mayoría, pero frente a la presión de los grupos de poder para imponerlo aún hay esperanza y dos claves a nivel social: información y movilización.

-¿Son el TTIP y otros tratados similares la última frontera de la globalización del capitalismo?

Son la nueva tentativa de un proyecto viejo, que ya intentaron imponer en los años noventa, el conocido entonces como AMI (Acuerdo Multilateral de Inversiones), una suerte de dictadura perpetua del capital sobre las personas, los recursos y la democracia. Esa última frontera de la globalización capitalista resulta incompatible con la vida humana vivida en condiciones de dignidad.

-¿Liberalización total a nivel económico y comercial es igual a mejora en la calidad de vida como afirman los defensores del tratado?

Esa liberalización, que no es otra cosa que una reglamentación a favor del capital, constituye la vía directa y rápida al empobrecimiento de la ciudadanía trabajadora en los Estados europeos, en particular los del Sur; vía directa y rápida para afianzar el secuestro de la democracia, entendida como régimen social donde las personas decidimos sobre el conjunto de aspectos fundamentales para nosotros, de la economía a la cultura. Sin capacidad para decidir sobre las condiciones de trabajo, los derechos sociales, el modo de producir y de consumo, sin la posibilidad de desmercantilizar los aspectos clave de la vida social, lo que queda es el hipódromo en la Bizancio de la tardoantigüedad, la apuesta desarticulada por los azules o por los verdes, pero la impotencia con respecto a las decisiones del emperador.

-¿Qué está en juego para la ciudadanía europea con la aprobación de tratados de libre comercio como el TTIP?

Nuestra vida y la democracia, que es el régimen social que permite vivir una existencia autónoma, propia. Razonar la negativa a ese complejo de tratados y sostener nuestra dignidad como personas que se niegan a reducirse a mercancías que se intercambian sin piedad en un mercado oligopólico.

-¿Qué razones concretas hay para oponerse al TTIP?

Te lo resumo en un decálogo de agresiones que provoca el TTIP: destruye la democracia y la soberanía estatal, entendidas como elementos de defensa de la ciudadanía respecto de los poderes antidemocráticos de la internacional del capitalismo y su profeta, la troika; aboga por la privatización y erosión de los servicios públicos reducidos a meros negocios para las grandes empresas; causa inseguridad alimentaria al eliminar el principio de precaución (caso de los transgénicos) para que las multinacionales hagan dinero usándonos de cobayas; socava los ya débiles derechos laborales y sociales al limitar los derechos de huelga, sindicación y negociación colectiva, ¡nos quieren esclavos!; apoya la mercantilización de la salud, poniendo trabas a los genéricos y facilitando los beneficios de las multinacionales farmacéuticas; garantiza nuevas depredaciones sobre nuestro medio físico y sobre la agricultura tradicional y ecológica al primar los beneficios de las grandes corporaciones agroindustriales; se rinde a las grandes petroleras al apostar por el consumo de energías contaminantes, autorizando tecnologías tan agresivas como el fracking; instaura un régimen financiero opaco y propio de los paraísos fiscales para los grandes capitales; desnuda nuestros datos personales para que las corporaciones empresariales los conozcan y puedan hacer negocios sobre nuestra vida mientras que se acuerda este marco legal de la tiranía del mercado sin transparencia y participación del soberano, del pueblo.

-En definitiva, ¿a quién beneficia el TTIP?

A los amos del mundo, a los que todos los años se reúnen, blindados y colmados de riquezas, para decretar austeridades y recortes para la mayoría social: los de Mont Pelerin, Davos, Bildelberg, la Trilateral,…los jinetes del apocalipsis capitalista. Beneficia a tan pocos pero agrede a tantísimos…

-¿Desde qué punto de vista puede entenderse el secretismo, la opacidad y la ocultación informativa con la que se han llevado las negociaciones del TTIP desde sus inicios? ¿cuál es la razón de semejante falta de transparencia en la esfera pública?

La violencia material del tratado es de tal magnitud que precisa de la ocultación para evitar una respuesta de la gente de a pie como la que tumbó en los años noventa el AMI. El escándalo es la consecuencia con la que las élites políticas del bipartidismo (incluídas las expresiones políticas de las burguesías vasca y catalana) aceptan un tratado que clausura la vida democrática y los derechos económicos, sociales y culturales de nuestra ciudadanía.

-¿Puede considerarse legítimo un acuerdo internacional fraguado al margen de la ciudadanía y que defiende la creación de estructuras antidemocráticas como el mecanismo de arbitraje de diferencias inversor-estado (ISDS) o el procedimiento de convergencia reglamentaria?

Claro que no, no es legítimo ese despotismo del capital que imponen las cláusulas del tratado, pero es el corolario de una UE y de unos estados europeos que han abdicado de la defensa de su gente para contentar a una banda de codiciosos. Todo el proceso adolece de legitimidad y apenas sostiene un cascarón legal antagónico a las necesidades reales de la gente trabajadora.

-El TTIP ha sido definido reiteradamente como “un peligro democrático, social y ecológico” y más de dos millones de europeos y europeas han firmado contra su aprobación. ¿Por qué el apoyo obcecado de formaciones políticas como PP, CIU, UPyD, Ciudadanos, o la postura ambivalente del PSOE en este sentido?

Lo tendrían que explicar pero la degradación de este régimen da cuenta del alejamiento de esas élites políticas respecto de la ciudadanía. El grito del 15M: “no nos representan” alude precisamente a unos sedicentes representantes del pueblo que sirven a las grandes corporaciones económicas capitalistas, que a su vez los retribuyen con espléndidos e inanes empleos en los consejos de administración o directamente con contribuciones en B. Yo entiendo que sólo la existencia de un circuito espúrio entre las grandes empresas y las direcciones de los partidos del régimen explican esa traición a los derechos del pueblo.

-En un acuerdo de libre comercio como el TTIP, que permite la toma de decisiones al margen de los parlamentos estatales, ¿dónde quedan los derechos de la ciudadanía?

El tratado sanciona la muerte de los derechos del pueblo para proclamar una larga vida a los beneficios empresariales. Es necesario ser consciente de lo que está en juego para dar una respuesta social, sindical y política a la altura del envite. Razona Boaventura de Sousa, en su “Décima carta a las izquierdas”, sobre el antagonismo centrar de nuestro tiempo, la lucha entre el capitalismo y la democracia, para señalar que la profundización democrática pasa por la derrota de las fuerzas partidarias del capitalismo y cómo debe prevalecer en ese conflicto la democracia real sobre los beneficios de las grandes corporaciones capitalistas.

-¿Cuáles son las claves para parar el TTIP?

Información y movilización. Las redes sociales son decisivas para bloquear una regresión de carácter civilizatorio. El Partido de la Izquierda Europea trabaja en esa tarea. El capital acoge cualquier euro, sea del narcotráfico o de la trata y esclavitud sexual de mujeres y menores, pero no deja pasar, ahora en los diversos Mediterráneos del mundo a millones de seres humanos.. No hay dinero ilegal, pero sí lo convierten en tal las personas. Semejante iniquidad demanda de todas y de todos nosotros un pequeño esfuerzo compartido para preservar la posibilidad de un mundo con justicia social e igualdad real.

Fotos: AGE

22M: Marchas da Dignidade

22M: Marchas da Dignidade.

 

Martes 16 de Xuño, Acto Público en Caranza: “Os outros Sindicatos” – É posibel outro Sindicalismo? – Presentación en Ferrol dos sindicatos que participan nas Marchas da Dignidade




MARTES 16 DE XUÑO, ÁS 19HS.
CENTRO CÍVICO DE CARANZA – FERROL

ACTO PÚBLICO
“OS OUTROS SINDICATOS”

É POSÍBEL OUTRO SINDICALISMO ?

Dende o punto de vista da defensa dos dereitos laborais, a comarca de Ferrol está a vivir unha etapa que resultaría insospeitable hai anos. A cidade que tanto aportou á xestación das que agora son as grandes forzas sindicais, atópase no medio dunha dramática situación de crise, tanto económica coma reivindicativa. A pesar das altas taxas de paro e precariedade das que falan as estatísticas, o movemento obreiro parece preso dunha estraña parálise.

Se ben, son moitos os casos nos que as delegadas e delegados, e membros das seccións sindicais, seguen a velar firmemente polos intereses dos seus compañeiros e compañeiras, non parece haber un pulo para abordar os problemas de forma xeneralizara ou dende a unidade.

As forzas sindicais convencionais áchanse atrapadas na falacia dun diálogo social inexistente, e temendo a súa ruptura. O status acadado por algunhas dende o fin da ditadura, conducíronas a converter as súas cúpulas en lugares cómodos onde posicionarse e gozar de relevancia e tranquilidade.

Isto derivou nun distanciamento cos plantexamentos orixinais das organizacións, e unha grande perda de sensibilidade respecto ás circunstancias de aqueles aos que teñen o cometido de defender. Por outra banda, o crecemento das mesmas xerou a obriga de preocuparse pola entrada de cartos para poder sostelas, facéndoas virar cara unha visión máis propia do capitalismo que da acción solidaria: imaxe de marca, oferta de servizos varios, a batalla das eleccións sindicais nas empresas por obter a subvención do Estado 

A maiores, o seu ego tamén medrou proporcionalmente á súa posición, impedíndolles aceptar unha eventual perda de protagonismo coa fin de traballar de forma unificada contra os problemas que están a castigar a toda a cidadanía. Sumando esa necesidade de destacar a súa imaxe de marca por motivos de cota de mercado, chegan a apropiarse de problemáticas concretas, impedindo que outras forzas participen na súa resolución, moitas veces cun resultado desastroso para as traballadoras e traballadores.

As Marchas da Dignidade de Ferrolterra cremos que esta situación dificulta enormemente o labor que pretendemos de defender de forma unificada uns mínimos comúns que garantan unha vida digna para a cidadanía. O noso intento por cambiar esta situación materializámolo na convocatoria dun acto baixo o nome “Un outro sindicalismo é posible: os outros sindicatos. Presentación en Ferrol dun polo sindical alternativo”. Con el pretendemos que se cree outro “polo” sindical, oposto ao conformado por eses sindicatos convencionais, e que axude a retornar equilibrio á situación de defensa dos dereitos dos traballadores e traballadoras.

Coma candidatos a crear ese polo, convidamos aos sindicatos que están a colaborar nas Marchas da Dignidade: CGT, CNT, CUT, STEG, SXG, Sindicato Ferroviario, Sindicato de Elevación, Sindicato Labrego Galego, … Cremos que este feito xa os convirte en alternativas dignas, xa que foron quen de sumarse a un movemento unitario, as Marchas da Dignidade, e traballar man con man por un interese común, aportando a súa visión e sen esquecer a súa identidade.

Pero tamén, facemos esta convocatoria, en consonancia con esa idea dun óptimo nivel de diversidade das sociedades humanas do que falaba Lévi-Strauss. No caso de Ferrol, cremos preciso aumentar esa diversidade no eido sindical coa fin de garantir a súa saúde, dada a uniformidade que presenta o sindicalismo existente na comarca. Unha diversidade que, por oposición, pode fomentar o fin desa parálise, e o retorno a unha actividade menos adulterada por parte dese sindicalismo convencional.
Por este motivo, convidámosvos a vós, e a toda a cidadanía de Ferrolterra, a participar neste acto que terá lugar o vindeiro martes 16, ás 19:00h no Centro Cívico de Caranza.

Un saúdo,

Marchas da Dignidade Ferrolterra

PAN, TRABALLO E TEITO – Á RÚA, QUE XA É HORA!!!

Evento en facebook:
https://www.facebook.com/events/969535436432167/




É posíbel outro polo sindical alternativo?

Desde as Marchas da Dignidade queremos dar a coñecer os outros sindicatos que actúan na Galiza. Falamos de sindicatos que participan dentro das propias Marchas que están comprometidos na mobilización e concienciación social por un outro mundo posíbel: democrático, xusto, sostíbel e solidario, baixo o lema á rúa que xa é hora, .. Pan, Traballo e Teito.

Convidámosvos a participar neste Acto Público que vai ter lugar en Ferrol, o Martes 16 de Xuño, ás 7 da tarde, no Centro Cívico de Caranza.

CGT (Confederación Xeral do Traballo)
Confederación de Galicia
http://www.cgtgalicia.org/
R/ Simón Bolívar, 89, baixo (Pol. Os Rosales)
15011 – A Coruña (A Coruña)
Tlno. /Fax: 981 128 477
Correo Electrónico:
cgtgalicia[arroba]gmail[punto]com
sp.xeral[arroba]cgtgalicia[punto]org (Sª Xeral)
sp.organizacion[arroba]cgtgalicia[punto]org (Sª de Organización)
sp.finanzas[arroba]cgtgalicia[punto]org (Sª de Finanzas)

CNT – AIT Confederación Nacional do Traballo
http://www.cntgaliza.org/
Ferrol.
Avenida de Esteiro nº10 baixo. 15401 Ferrol-A coruña Ver en Google-Maps
Horario:
Xoves: 20:30h a 22:00h
Venres: 19:30h a 21:30h
Telefono: 981 300 250
ferrol@cntgaliza.org

CUT (Central Unitaria de Traballadores/as)
http://www.cutgaliza.org/
Local Nacional da CUT: Rúa Urzáiz, 71, entrechán dereito. 36201-Vigo (Pontevedra).
Tfno.: 986220639. Fax: 986220579. e-mail: cut@cutgaliza.org

Sindicato da Elevación (Galiza)
http://www.sindicatoelevacion.org/S.E%20GALIZA.htm
se.galiza@sindicatoelevacion.org
tlf. 639 61 35 16
tlf. 639 11 31 57
tlf. 915 678 971

SF-Intersindical (Sindicato Ferroviario – Confederación Intersindical)
Telefonos de Contacto – Pontevedra
FAX 986436458 FIXO 986222060 Móvil 661402977 Interior 929272
Secretario General
Jose Carlos Costoya Mateo
Dirección Postal
Rua Areal 96-98 entreplanta Oficina 6
36201 Vigo (Pontevedra)
Pagina Web
http://sfpont.wix.com/intersindical
Dirección E-mail
sf.pontevedra@sindicatoferroviario.com
COMUNICADOS
http://sfpont.wix.com/intersindical#!comunicados-ee.ss.

Sindicato de Xornalistas de Galicia
http://www.sindicatodexornalistas.com/
Dirección: Rúa Nova de Abaixo 16, Baixo 3B, 15701 Santiago de Compostela, A Coruña.
Situación da sede do SXG
Teléfono: 625 310 983
Email: sxg[arroba]sindicatodexornalistas[punto]com
Email Secretario Xeral: secretario[arroba]sindicatodexornalistas[punto]com
Email Afiliación: afiliacion[arroba]sindicatodexornalistas[punto]com
Email Comisión de Garantías: comisiondegarantias[arroba]sindicatodexornalistas[punto]com
Email Servizo Asesoría Legal: avogados[arroba]sindicatodexornalistas[punto]com

STEG (Sindicato de Traballadoras e Traballadores do Ensino de Galiza)
http://www.steg.gal/index.asp
A CORUÑA
Avda. Joaquín Planells s/n, Local 1752. 15007 A Coruña
Tfno.: 670 25 69 56
corunha@stegsindicato.org
Horario de atención de sede: De luns a venres de 10:00 a 14:00 h e os luns e mércores tamén de 17:00 a 19:00 h

TAMÉN CONVIDAMOS A PARTICIPAR NESTE ACTO AO SINDICATO LABREGO GALEGO, POIS É UN DOS EXPONENTES MAIS CLAROS DA LOITA ANTI-IMPERIALISTA E POR UN OUTRO MUNDO POSÍBEL.

Sindicato Labrego Galego
http://www.sindicatolabrego.com/
Rúa Ofelia Nieto 13-23, 15705, Santiago de Compostela
Teléfono: 981 554 147
FAX: 981 572 570
prensa@sindicatolabrego.com

MARCHAS DA DIGNIDADE DE FERROLTERRA

Telefono e correo-e de contacto:

603 213 863
marchasdadignidadeferrolterra[arroba]gmail.com

Sitios en Internet:
Ferrolterra: http://marchas-da-dignidade-ferrolterra.blogspot.com.es/
Galiza: http://marchasdadignidade.blogspot.com/
Estado: http://marchasdeladignidad.org/

Redes da Columna Galega:
https://twitter.com/galizaMarcha22M
https://www.facebook.com/MarchasDignidade
https://www.facebook.com/groups/265451853621237/
https://www.youtube.com/channel UCaOvAhPYKR43taxbOKCCreg
Perfil de facebook das marchas da dignidade de ferrolterra:
https://www.facebook.com/marchasdadignidade.ferrolterra

PAN, TRABALLO E TEITO !!
Á RÚA QUE XA É HORA !!

|||||||||||||||||||

Marchas da Dignidade Ferrolterra
Contacto: marchasdadignidadeferrolterra@gmail.com  | Blogue de apoio ás Marchas de FerrolTerra: http://marchas-da-dignidade-ferrolterra.blogspot.com.es/ | Blogue Galego:http://marchasdadignidade.blogspot.com/ | Web Estatal:http://marchasdeladignidad.org/.


PAN, TRABALLO E TEITO – Á RÚA, QUE XA É HORA!!!

Ucrania: ¿qué queda de Minsk?

Ucrania: ¿qué queda de Minsk? | SLAVYANGRAD.es.

 

 

Original: RussEurope / Jacques Sapir

Ucrania: ¿Qué queda de Minsk?

La situación en Ucrania y en las zonas insurrectas de Donbass se deteriora progresivamente. Lo prueban los enfrentamientos de los últimos días que, aunque limitados, han sido los más violentos desde enero de 2015. Los acuerdos de Minsk-2 están en proceso de disolución, y esto se debe principalmente a las acciones del Gobierno de Kiev. Era previsible. Por lo tanto hay que analizar la situación para tratar de comprender cómo se ha llegado hasta aquí.

Infracciones del alto el fuego

El alto el fuego decretado después de los acuerdos de Minsk-2 nunca ha sido completamente respetado. Los observadores de la OSCE insisten en el hecho de que las infracciones corresponden más a acciones de las fuerzas de Kiev. Los bombardeos de finales de mayo han aumentado progresivamente en intensidad, provocando la “contraofensiva” de las fuerzas insurgentes sobre Marynka. Pero, tras tomar el control de esta pequeña localidad, desde la que observadores guiaban los tiros de la artillería de las fuerzas de Kiev, las fuerzas insurgentes no han tratado de empujar más lejos su posición de ventaja.

El discurso del 4 de junio del presidente Poroshenko ante el Parlamento de Kiev (la Rada), en el que menciona a miles, incluso decenas de miles de soldados rusos en Donbass, debe tomarse por lo que es: propaganda [El general Christophe Gomart, director de la inteligencia militar francesa, admitía hace unos meses que no existe amenaza rusa-Ed] . Kiev ha tratado visiblemente de jugar la carta de la estrategia de la tensión para tratar de volver a soldar sus apoyos internacionales que hoy parecen marchitarse. Lo menos que se puede decir de este intento es que se ha vuelto más bien contra sus autores.

Esas infracciones del alto el fuego no presagian por sí mismas una posible reanudación de las hostilidades. Únicamente son significativas en la medida en que se sitúan en un contexto de no-aplicación del acuerdo de Minsk-2. Hay que recordar que Minsk-2 preveía una importante parte política además de la parte militar (alto el fuego, intercambio de prisioneros). Esta parte política preveía una federalización de facto de Ucrania y el respeto a la integridad territorial del país, a través de una muy amplia autonomía atribuida a las regiones de Lugansk y Donetsk. De partida, el Gobierno de Kiev ha mostrado fuertes reticencias a aplicar la parte política del acuerdo. Pero, si no se procede a la puesta en marcha de la parte política, la cuestión militar resurgirá necesariamente. El impasse político en el que nos encontramos es el que provoca un riesgo reanudación generalizada de las hostilidades.

El partido de la guerra

Es necesario aclarar aquí que, en ambas partes, hay personas que empujan a esta reanudación de las hostilidades. Del lado de las fuerzas de Kiev, los diferentes grupos de extrema derecha, por no decir abiertamente fascistas, presionan de forma evidente para que se retomen los combates. Además de la esperanza de conseguir victorias sobre el terreno, estos grupos han comprendido que no serán importantes en la escena política de Kiev si se mantienen una atmósfera de hostilidad y conflicto. Si se rebaja la tensión, estos grupos aparecerán como lo que realmente son: bandas de peligrosos excitados y nostálgicos del nazismo. Otras fuerzas echan gasolina al fuego: son ciertos oligarcas, que constituyen la espina dorsal del régimen de Kiev, y que tratan de prosperar por la vía de la ayuda militar (en particular estadounidense). Ellos también tienen interés en que se reanuden los combates.

Del lado de los insurgentes, hay grupos y personas que lamentan que las fuerzas de la RPD y la RPL no hayan podido aprovecharse de su ventaja en septiembre de 2014. En aquel momento, el ejército de Kiev estaba en una completa deriva. Habría sido posible recuperar Mariupol o incluso dirigirse hacia Kherson. Si la ofensiva de la RPD y de la RPL se paró en aquel momento, fue consecuencia la intervención rusa. El Gobierno ruso hizo comprender de forma clara a los rebeldes que tenían que parar. Y aquí aparece una de las paradojas de la crisis ucraniana: los países de la Unión Europea, así como los Estados Unidos, deberían haber tenido en cuenta esta actitud de Rusia. Pero no ha pasado nada de eso, lo que no ha contribuido poco a persuadir a las autoridades de Moscú de la mala fe de sus interlocutores. Si las relaciones son ahora tan complicadas entre esos países y Rusia, es también el resultado de su actitud hacia Rusia en el momento en que esta hizo todo lo que estaba en su mano para calmar la situación militar.

Las relaciones entre Moscú y la RPD y la RPL son complejas. Quienes quieren ignorar la existencia de una autonomía de decisión de Donetsk (más que de Lugansk) cometen un gran error. Como es natural, los líderes de la RPD y la RPL buscan estar en buenos términos con Moscú, pero sus objetivos no coinciden necesariamente.

La vida bajo el statu quo

En ausencia de la puesta en marcha de la parte política del acuerdo de Minsk, la vida tiende a organizarse sobre la base de una independencia de facto de las regiones de Lugansk y Donetsk. Está claro que esta vida es de todo menos fácil. La población total de las áreas bajo control rebelde es aproximadamente de tres millones de habitantes, de los que alrededor de un millón está refugiado en Rusia. La persistencia de los combates en la línea del frente impide por ahora cualquier esfuerzo serio de reconstrucción, con la excepción del restablecimiento de la vía férrea que une Lugansk y Donetsk. Uno de los motivos, por cierto, para mantener los combates y las incesantes violaciones del alto el fuego por parte de las fuerzas de Kiev es la voluntad abiertamente afirmada por los dirigentes de Kiev de mantener a la población de Donbass en una inseguridad importante y en atmósfera de terror.

El Gobierno de Kiev ha suspendido el pago de prestaciones y pensiones, lo que equivale en cierta forma a reconocer que ya no considera a Donetsk y Lugansk como territorios bajo su jurisdicción. Recuérdese, por cierto, que el Gobierno ruso siempre mantuvo el pago de prestaciones y pensiones en Chechenia en el periodo en que Dudayev había autoproclamado la independencia de esta república. No está claro que los dirigentes de Kiev hayan medido todas las implicaciones jurídicas de sus actos.

Uno de los puntos del acuerdo de Minsk-2 era precisamente velar por la reanudación de esos pagos. Es inútil decir que Kiev sigue oponiéndose a ello. La población es fuertemente dependiente de la ayuda humanitaria rusa. Una producción mínima continúa saliendo de las minas de carbón y de ciertas fábricas. Hasta diciembre, esta producción se vendía a Kiev. Después, tras la destrucción de las vías del tren por parte de las fuerzas de Kiev, estas ventas quedaron interrumpidas y han sido sustituidas por ventas a Rusia.

Insistamos en este punto: supone un progresivo enrarecimiento de la grivna en Donbass y la subida en potencia del rublo ruso. Además, considerando la mayor solidez del rublo en relación con la grivna, el rublo se ha convertido masivamente en el instrumento de ahorro y en la unidad de cuentas en Donbass. El hecho es que la cuestión de la moneda en circulación es eminentemente política. La elección, para las autoridades de la RPD y la RPL, se centra ente tres soluciones: conservar la grivna (y reconocer que la RPD y la RPL son repúblicas autónomas en el marco de Ucrania), bascular hacia el rublo, lo que tendría una dimensión de una anexión por parte de Rusia, o crear una moneda propia y reivindicar su independencia. Esta última opción no es imposible. Antes de adoptar el Euro, los estados Bálticos tuvieron cada uno su propia moneda. Pero plantea problemas extremadamente complicados de resolver. En realidad, alrededor de la cuestión de la moneda radica la cuestión del futuro institucional de Donbass. Por el momento, las autoridades de la RPD y la RPL mantienen la grivna. Pero la escasez de billetes ucranianos y la disponibilidad del rublo puede obligarles a cambiar de opinión dentro de unos meses. Se ve así lo que está en juego. ¿Tendrán Donetsk y Lugansk estatus de república autónoma dentro de Ucrania, para lo que debe revisarse la Constitución, o se orientarán hacia una independencia de facto, que no será reconocida por la comunidad internacional? Por el  momento, Rusia presiona por la primera opción, mientras que el liderazgo de la RPD y la RPL no esconden su preferencia por la segunda.

La postura de los occidentales

Ante esta situación, que degenera debido a la falta de voluntad por poner en marcha una solución política, se ha observado en las últimas semanas cierta evolución en la posición tanto de Estados Unidos como de los países de la Unión Europea.

Estados Unidos, por medio de su Secretario de Estado, John Kerry, insiste en la necesidad de aplicar el acuerdo de Minsk-2. Es evidente queEstados Unidos no planea cargar con el peso de Ucrania, cuya economía se desintegra y podría llegar, en los próximos días o semanas, a declarar la suspensión de pagos de su deuda, como parece indicar el fracaso de las negociaciones con sus acreedores privados.

Ucrania, que ha experimentado en los últimos meses una inflación galopante y cuya producción podría caer un 10% en 2015 –tras una caída del 6% en 2014–, necesita de manera desesperada una ayuda masiva. Pero Estados Unidos no tiene intención de aportarla. Mira a la Unión Europea, pero ella también se muestra más que reticente. Por supuesto, el Secretario de Defensa, Ash Carter, insiste en que se adopten nuevas sanciones contra Rusia. Pero esto se vincula más a la ineficacia ahora constatada de las precedentes sanciones.

La postura francesa ha empezado a evolucionar en los últimos meses. No solo empieza a reconocerse en el Quai d’Orsay que la cuestión no puede resumirse en una confrontación entre “democracia” y “dictadura”; se percibe, en ciertas declaraciones, un verdadero cansancio ante las posiciones del Gobierno de Kiev, que sigue sin hacer nada por aplicar los acuerdos de Minsk. Se empieza a lamentar, pero sin duda demasiado tarde, haber entrado en una lógica diplomática dominada por las instituciones de la UE, que atribuyen de facto un peso fuera de toda proporción a las posiciones de polacos y bálticos en este tema. La cumbre de la Unión Europea del 21-22 de mayo en Riga supuso, de hecho, el fin tanto de las esperanzas ucranianas como de las de algunos países incendiarios en el seno de la UE.

Alemania también comienza a cambiar en esta cuestión. Tras haber mantenido durante meses una histérica posición anti-rusa, parece haberse visto tomada a contrapié ante el cambio de postura de Estados Unidos. Claramente percibe que si Estados Unidos consiguiera hacer cargar a la Unión Europea con el peso de Ucrania, sería Alemania quien tendría más que perder con esa lógica. Es extremadamente interesante leer en los resultados de la cumbre de Riga que la aplicación del Acuerdo de Libre Comercio –o Acuerdos de Libre Comercio Amplios y Profundos (DCFTA) – está sujeto desde ahora a un acuerdo trilateral. Dos de las partes son evidentes (la Unión Europea y Ucrania) y solo se puede pensar que la tercera parte sea Rusia, lo que supone reconocer los intereses de este país en el acuerdo que debería ligar Ucrania a la Unión Europea. De hecho, se ha vuelto a la situación que demandaban los rusos en 2012 y 2013, pero después de un año de guerra civil en Ucrania.

Parece así que únicamente el Reino Unido continúa apoyando una postura agresiva hacia Rusia, mientras en otras capitales es más bien el cansancio ante la corrupción, la incompetencia y el cinismo político de Kiev lo que domina.

Rusia en la posición de árbitro

Los últimos acontecimientos muestran que Rusia está, en realidad, en una posición de árbitro en el caso ucraniano. La postura oficial del Gobierno ruso es exigir la aplicación completa de los acuerdos de Minsk-2. Pero, por otro lado, sabe que el tiempo está de su parte y podría tener la tentación de dejar que la situación se pudra.

Incapaz de reformarse, acercándose a una dramática situación económica, Kiev se enfrenta a problemas cada vez más graves. La guerra de los oligarcas que continúa en la sombra muestra claramente que existen importantes divergencias dentro de la coalición en el poder en Kiev. El nombramiento por parte del presidente Poroshenko del antiguo presidente de Georgia, Mikheil Saakashvili –el hombre responsable de la guerra de Osetia el Sur en 2008 y que está perseguido en su propio país por abuso de poder– como gobernador de la región de Odessa muestra que Kiev desconfía como de la peste de los grandes señores feudales ucranianos que son susceptibles de cambiar de aliados de un día para otro. Una encuesta realizada recientemente muestra que la popularidad de Poroshenko sigue siendo muy diferente en el este y el oeste del país. Los hechos de los últimos 18 meses no han eliminado, de ninguna manera, la heterogeneidad política y de población en Ucrania.

aprobacion poro

La realidad del país, una nación diversa y frágil, atravesada por conflictos importantes, puede ocultarse durante un tiempo con la represión y el terror, como ha sucedido en los últimos meses. Pero esas prácticas no resuelven nada y el problema se mantiene.

Pero, sobre todo, incluso el Gobierno ucraniano comprende el determinante papel económico que jugaban las relaciones con Rusia hasta 2013. Sin un acuerdo con Rusia, Ucrania no puede aspirar a recuperarse y reconstruirse. Eso, el Gobierno ruso también lo sabe. Rusia sabe así que va a ganar, ya sea con un gobierno de Kiev que se vuelva  progresivamente más sensible a sus argumentos o como consecuencia de la desintegración de Ucrania. Rusia preferiría ganar con el menor coste, pero no escatimará en el precio a pagar por esta victoria. Recordemos las estrofas del poema Los Escitas, de Alexandr Blok:

Rusia es una Esfinge. Afligida y jubilosa a la vez

Y cubierta de su sangre negra

Ella mira y te mira…

Россия – Сфинкс. Ликуя и скорбя,И обливаясь черной кровью,Она глядит, глядит, глядит в тебя…